Política

FARC piden aplazar las elecciones presidenciales

Las FARC pidieron aplazar un año las elecciones en Colombia y convocar una asamblea constituyente, propuesta que ha sido rechazada por los negociadores del Gobierno que instaron a la guerrilla a concentrarse en la agenda de los diálogos de paz.

«Un acto constituyente permite aplazar las elecciones. Proponemos un año de aplazamiento sin reelección presidencial», plantearon las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en La Habana, donde este martes se abrió el décimo ciclo de las conversaciones de paz entre el Gobierno y la guerrilla.

En una declaración leída ante los medios por el número dos de las FARC y jefe de su delegación de paz, Iván Márquez, la guerrilla reclamó abrir un debate sobre la «urgencia y conveniencia de aplazar el calendario electoral por un año» para «anteponer el interés colectivo de la paz a cualquier otra circunstancia que enrarezca el fin que nos ha convocado en La Habana».

«La fórmula para lograr lo que se propone está en la Constitución y al alcance de todos (…). Se encuentra en el artículo 376 de la Carta (Magna), y es la Constituyente», argumentó la guerrilla.

La propuesta de las FARC fue respondida minutos después en otra declaración ante la prensa por el jefe de los negociadores del Gobierno colombiano, Humberto de la Calle, quien destacó la necesidad de concentrarse en la agenda pactada para el diálogo de paz a fin de que el proceso tenga éxito.

«No debemos distraernos en propuestas que poco contribuyen a la claridad como ocurre con la supuesta prolongación del periodo de los elegidos. Eso no va, una Constituyente no va», aseveró de La Calle.

Participación en política de la guerrilla

Los equipos negociadores del Gobierno y la guerrilla retornaron a la mesa de La Habana, sede permanente del proceso de paz, tras haber llegado el pasado 26 de mayo a un acuerdo sobre la cuestión agraria, el primer punto de la «hoja de ruta» de las conversaciones.

En esta décima ronda negociadora las partes comenzarán el debate sobre la participación política de la guerrilla una vez que se alcance un acuerdo de paz definitivo.

El jefe de los negociadores del presidente Santos destacó que existe un «creciente apoyo de los colombianos a este proceso» de paz y «para incrementarlo tenemos que producir resultados».

«Es la sociedad la que lo exige. No se trata de un capricho del gobierno ni de un deseo de presionar a nuestra contraparte», indicó De la Calle.

Con esa frase, el ex vicepresidente colombiano pareció responder a la «preocupación» previamente expresada por las FARC por «el molesto chasquido del látigo del tiempo y de los ritmos en manos del gobierno que está fastidiando el diálogo y la construcción del acuerdo».

Tags: ,
Ubicada en Política · junio 11, 2013 · Comments (0)

PUBLICIDAD