Internacional

Estado de la Unión: Obama saca pecho por cifras económicas

Barack Obama - AFP

El presidente estadounidense, Barack Obama, presentó en el discurso del Estado de la Unión un plan económico centrado en la clase media que se apoya en la exitosa recuperación durante su presidencia, pese a tener enfrente un Congreso dominado por primera vez por los republicanos.

Obama aseguró la noche del martes que la «economía de la clase media funciona», como ha puesto en evidencia la recuperación de la crisis de 2008, que su administración tuvo que abordar nada más llegar al poder y en el peor momento.

El presidente presumió de un plan que ha permitido el mayor crecimiento y creación de empleo desde 1999, reducir el déficit en dos tercios, que los mercados de valores hayan vuelto a las alzas y el número de personas con cobertura sanitaria asequible sea el más alto de la historia.

El desempleo ha pasado del 10% durante la crisis al 5,6% y el Producto Interior Bruto (PIB) de hundirse un -8,2% a finales de 2008 a crecer un 5% en el tercer trimestre de 2014.

Basado en estos éxitos, Obama pidió al Congreso, dominado ahora por los republicanos, un plan fiscal que transfiera recursos desde las grandes fortunas de los «superricos» a la clase media, que se beneficiaría de subsidios familiares y para la educación.

Para mejorar la situación de la clase media, Obama propuso simplificar el código fiscal para evitar que fondos de inversión utilicen lagunas y paguen menos impuestos, al tiempo que pidió un aumento al 28% de los impuestos sobre las ganancias del capital y dividendos.

Desigualdad económica

Obama sabe que esta propuesta está condenada al fracaso en un Congreso republicano que se opone a cualquier medida que suponga un aumento de la presión fiscal, aunque está poniendo las bases de un discurso que dominará la campaña electoral para unas presidenciales en las que él no competirá: la desigualdad económica.

No obstante, el presidente recordó al nuevo Congreso republicano que recurrirá a su poder de veto si llegan a su mesa legislaciones económicas que vayan en contra de la agenda social que dejó clara en el Capitolio.

Obama también quiere rebajas fiscales para la compra de vivienda, para aquellos que contraen deudas para financiar su educación superior y ofrecer dos años gratuitos en colegios comunitarios a los buenos estudiantes.

El presidente recordó que Estados Unidos es el único país rico que no garantiza licencias de maternidad o enfermedad pagadas, algo que afecta a 43 millones de trabajadores, y prometió trabajar para que los estados adopten estas medidas como obligatorias en todas las empresas.

Como contrapartida a la falta de compromiso sobre salario mínimo pidió ser más duros con las empresas que no cumplen con el pago del salario mínimo y con aquellas que no remuneran adecuadamente las horas extraordinarias trabajadas.

El plan económico de Obama incluye de nuevo una petición para aprobar una reforma migratoria que regularice la situación de 11 millones de inmigrantes indocumentados, que generan consumo, pagan impuestos y trabajan.

Con EFE

Tags: , ,
Ubicada en Internacional · enero 21, 2015 · Comments (0)

PUBLICIDAD