Cultura

Se inicia la cuenta regresiva de «Operación E»

Dos meses después de su estreno en Francia y España, el filme «Operación E», protagonizado por Luis Tosar y que relata la historia del campesino que cuidó al hijo de Clara Rojas, ha comenzado su cuenta regresiva para que la Justicia colombiana respalde o prohíba su exhibición.

El Tribunal Superior de Bogotá tiene que tomar esa decisión antes del 30 de enero, por lo que los productores de la cinta franco-española han viajado a Colombia, mientras la demandante Clara Rojas se mantiene expectante.

En el equipo de «Operación E» hay optimismo, pues como señaló uno de los productores, Farruco Castromán, han depositado toda su confianza en que la Justicia colombiana rechace imponer una «censura previa», algo prohibido expresamente en la Constitución.

Están convencidos de que la película no vulnera los derechos del niño Emmanuel, como alegó Rojas cuando interpuso una tutela para impedir su exhibición en Colombia, pese a que previamente había negociado con los productores para recibir un porcentaje de los beneficios de taquilla sin llegar a acuerdo alguno.

Libre desarrollo de la personalidad

A juicio de Rojas, el filme puede afectar «el libre desarrollo de la personalidad» de su hijo y además no refleja la realidad de las víctimas, al menos en lo que a ella respecta.

No obstante, después de iniciar el proceso judicial, Rojas reconoció que tiene «un agente contratado» para hacer una película sobre su trágica experiencia.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) mantuvieron casi seis años secuestrada a Rojas, que fue capturada en 2002 cuando era la candidata a la vicepresidencia con Íngrid Betancourt. Durante su cautiverio concibió a Emmanuel, fruto de una relación consentida.

Tras el nacimiento, la guerrilla dejó al niño en manos del campesino, quien con seis hijos se ocupó de Emmanuel o «Peggy», como llamaban los rebeldes al niño.

Entonces, las FARC persiguieron a José Crisanto porque perdió al niño que pretendían usar como moneda de cambio, mientras que el Estado le acusó de pertenecer a la guerrilla y de secuestro. Tras cinco años en la cárcel, fue absuelto en abril pasado.

Tags: , ,
Ubicada en Cultura · enero 22, 2013 · Comments (2)

PUBLICIDAD