Judicial

Recluido Álvaro Dávila en la Cárcel Modelo

El Instituto Penitenciario de Colombia (Inpec) confirmó que el abogado Álvaro Dávila ya se encuentra recluido en la Cárcel Nacional Modelo de Bogotá, tras habérsele dictado medida de aseguramiento preventiva por su participación en el llamado “carrusel de la contratación”.

La orden de detención en establecimiento carcelario fue adoptada por la Juez 29 de Control de Garantías, tras escuchar y estudiar los argumentos presentados, tanto por la Fiscalía General como por la defensa de Dávila.

La Fiscalía aseguró, durante la diligencia judicial, que era necesaria la detención, pues la “libertad de Dávila puede obstruir la justicia , ya que ha tenido un comportamiento que pone en riesgo el recaudo probatorio”

Por su parte, la defensa de Dávila pidió en dos oportunidades que se aplazara la audiencia aduciendo fatiga y cansancio de su cliente. El jurista defensor, Andrés Vela, dijo que el exabogado del Grupo Nule solo dormía dos horas al día por estar preparando su defensa, razón por la cual estuvo recluido en la Clínica Country de Bogotá.

El ente acusador indicó que el delito de concierto para delinquir agravado lo habría cometido entre diciembre de 2007 y junio de 2010, época en la que Dávila habría celebrado reuniones con Iván Moreno, Emilio Tapia, Samuel Moreno y los hermanos Nule en Miami, con la intención de cometer ilícitos y obtener ganancias a costa de dineros públicos.

Cobro de comisiones por medio de anticipos

La Fiscalía advirtió que Dávila habría sido el encargado de realizar los contratos de comisión de éxito y de cobrar dichas comisiones por medio de anticipos.

Igualmente, indicó que se habría perpetrado en condición de agravado, al ser Dávila, una de las personas que constituyó el grupo para delinquir. “era el contacto entre unos y otros”.

La Fiscalía también señaló que en el caso de comprobar el concierto para delinquir, Dávila recibiría una pena de 4 a 9 años, pero por ser agravado se le sumaría la mitad de la pena que se le impute.

Por interés indebido de celebración de contratos se le impondría una pena de 5 años y 4 meses hasta 18 años, pero se disminuiría por su condición de interviniente.

Por cohecho propio serian 6 años y 8 meses a 12 años de condena, pero también disminuiría por la misma condición. El ente agregó que en caso de haber aceptado los cargos, la pena podría reducirse a la mitad. Sin embargo, Dávila no aceptó ninguno de los tres cargos.

Tags: , , ,
Ubicada en Judicial · diciembre 24, 2012 · Comments (0)

PUBLICIDAD