Internacional

Berlusconi, condenado a siete años de prisión por caso Ruby

El ex primer ministro italiano Silvio Berlusconi fue condenado este lunes por el Tribunal de Milán a siete años de prisión y a inhabilitación perpetua para el ejercicio de un cargo público por el caso Ruby, en el que se le juzgaba por abuso de poder e incitación a la prostitución de menores.

Las tres juezas del tribunal que ha juzgado en primera instancia a Berlusconi desde abril de 2011 dictaron una condena para el ex primer ministro italiano superior a los seis años de prisión que había solicitado la fiscal Ilda Boccassini, y ordenaron además la confiscación definitiva de los bienes de Ruby derivados del delito.

El hecho de que la condena sea superior a la petición hecha por la Fiscalía deriva de que las juezas cambiaron en parte la formulación de uno de los delitos, pues Berlusconi fue condenado por abuso de poder por «constricción» y no por «inducción» como figuraba en la acusación de la fiscal.

El caso juzgaba la incitación a la prostitución de menores que cometió Berlusconi al mantener relaciones sexuales de pago con la joven marroquí Karima El Marough, alias Ruby, cuando ésta no había cumplido aún 18 años, mientras que el abuso de poder llega por la llamada que realizó a una comisaría de Milán para exigir que liberaran a la chica tras ser detenida por un robo.

Tras conocer la decisión de las tres juezas, Niccolò Ghedini, abogado del ex primer ministro, dijo no estar sorprendido por el sentido de la misma y anunció que recurrirán la condena, que no será efectiva hasta que no sea en firme.

Además, Berlusconi tiene pendiente la resolución (previsiblemente en octubre) del Tribunal Supremo sobre su condena por fraude fiscal en el caso Mediaset a cuatro años de cárcel y cinco de inhabilitación para cargo público y la apelación de la condena a un año de cárcel del caso Unipol, por la publicación de escuchas telefónica en el diario «Il Giornale», propiedad de su hermano Paolo.

Asimismo, a finales de mes comenzará la audiencia preliminar del juicio por la supuesta compra en 2007 del senador Sergio de Gregorio para hacer caer al Gobierno de Romano Prodi.

Ya por lo civil, «il Cavaliere» tiene pendiente la decisión del Supremo (que empieza a estudiar el asunto a final de mes) sobre la sanción de 560 millones de euros a su grupo empresarial Fininvest por los daños patrimoniales causados al conglomerado CIR en la pugna por la editorial Mondadori, así como la apelación por la sentencia de divorcio de su segunda esposa, Verónica Lario.

Tags: , ,
Ubicada en Internacional · junio 24, 2013 · Comments (0)

PUBLICIDAD